Blog Poolmania.es Volver


¿Cuántas modalidades de billar existen?

Todo es billar, pero cada juego tiene lo suyo. Cambia el objetivo, las reglas, la indumentaria, el tamaño de las bolas, el color, los premios… Y se mantienen al menos tres factores: el taco, la tiza y los valores. La grandeza del billar reside también en todas esas variantes de juego. No te pierdas el artículo de hoy para saber cuántas y cuáles modalidades de billar existen. ¿Ya las probaste todas?

¿Cuántas modalidades de billar existen?

Por David Muñoz

Pool

El pool americano es probablemente la modalidad de billar más conocida en el mundo, sobre todo en su variante más famosa, el bola 8. Ya sabes, se puede jugar en mesas se 7, 8 o 9 pies, con bolas lisas y rayadas, y con el objetivo de entronerar una determinada bola antes que el rival para ganar. Dentro del pool hay también un montón de modalidades distintas, aquí tienes 5 ejemplos.


Carambola

Sin troneras y con tres bolas. Estas dos son las características más diferenciales del billar de carambola, también conocido como billar francés. Se juega en mesas medio match o grand match calefactadas, con blanca, amarilla y roja, y su objetivo no es otro que hacer carambolas. Aunque hay también una gran variedad de juegos de carambola (libre, banda, cuadro 71/2, cuadro 47/1, cinco quillas…), la más conocida es la de 3 bandas. Y, por cierto, España tiene un gran embajador, Dani Sánchez, cuatro veces campeón del mundo (la última, la semana pasada).

Snooker

Vuelta a la troneras, a las bolas de colorines y a la mesa enorme, casi como un campo de fútbol. El snooker es el deporte del pueblo en Inglaterra y cada vez más en la comunidad asiática. Se juega en mesa de 12 pies, con 15 bolas rojas y 6 de colores, más pequeñas que las de pool o carambola, y con troneras súper reducidas. Si la paciencia no es lo tuyo, mejor evita este juego, porque es uno de los más complicados con diferencia. También es el más mediático y el que genera más negocio. Si ganas el mundial de 3 bandas, te llevas 10.000 euros; si ganas el de bola 9, 40.000 dólares (38.000 euros); y si ganas el de snooker; 300.000 libras (350.000 euros). Cambia la cosa.

Blackball

En Inglaterra se estila mucho el snooker, pero también el blackball (pool inglés, 8 ball o pool 51 en España). Lo inventaron para que los que no tenían paciencia, pudieran disfrutar también del billar. Aunque no es de las modalidades más fáciles: se juega en mesa pequeña (parecida a la de 7 pies) con bolas rojas, amarillas y la negra. La particularidad de este juego es que la blanca es más pequeña que el resto de bolas, por lo que físicamente reacciona de manera distinta a ciertos tiros. En Catalunya hay una gran comunidad de blackballeros que organizan torneos tan chulos como el Catalonia Pool Festival:

Pirámide

Y acabamos este repaso de billares con uno menos conocido pero más complicado que cualquier otro: el ruso. Russian Pyramid, se llama técnicamente el juego que, como el snooker, se practica en mesa de 12 pies, con bolas más grandes y todas blancas, excepto la cue ball (que suele ser granate o amarilla). Las troneras son apenas unos milímetros más grandes que las bolas, así que es muy difícil entronerarlas. En función de las reglas, hay pirámide libre, pirámide dinámica o pirámide combinada.

Hemos visto 5 modalidades de billar pero seguro que existen muchas más en cualquier rincón del planeta. No salimos mucho en la tele, pero tenemos la gran suerte de ser un juego universal. ¿Conoces a alguien que no haya jugado nunca una partida de billar? Yo tampoco.

¿Qué modalidad te parece más difícil? Espero tus comentarios :)